La dieta vegetariana: No solo ensaladas
15 abril, 2021 por
sofia


Antes de comenzar a explicar acerca de qué va este modo de alimentación, es bueno recordar lo que es una dieta. Una dieta es un hábito o régimen alimenticio con patrones repetitivos de comportamiento asociado a los alimentos que consume cada persona. Para profundizar más sobre este tema puedes visitar nuestro artículo sobre la dieta en general que publicamos anteriormente.


¿Qué es la dieta vegetariana?


La dieta vegetariana es un patrón de alimentación basado en gran porcentaje sólo en productos de origen vegetal, con una porción reducida o casi nula de alimentos de origen animal. Muchas veces una dieta vegetariana es más una opción que un régimen cultural como lo puede ser por ejemplo la dieta mediterránea. Esta opción personal puede responder a motivos éticos - ética animal.- económicos, medioambientales o de salud.


Sin embargo es posible que hayas conocido a alguien o seas tú, quien consume en su mayoría alimentos de origen vegetal con ciertas excepciones. Si desglosamos las excepciones el tipo de dieta vegetariana puede variar, por ejemplo:


  • Dieta Ovolácteovegetariana: Los principales alimentos siguen siendo de origen vegetal, sin embargo se consumen lácteos como la leche, huevos, yogurt y queso.

  • Dieta Ovovegetariana: Bajo la base de consumo vegetal, los únicos alimentos provenientes de animales son los huevos en este tipo de dieta.

  • Semi vegetarianas: En este derivado prevalece la importancia de alimentos vegetales, sin embargo pueden incluirse pescados, mariscos, incluso bajo consumo de carnes rojas.



Grupos de alimentos de la dieta vegetariana


Frutas y verduras: Son el grupo de alimentos por los que suele identificarse este régimen alimenticio, sin embargo para obtener un correcto balance nutricional y energético en el organismo, se recomienda más ingesta de verduras que de frutas, ya que suelen aportar más densidad calórica y fitonutrientes, importantes para la salud y bienestar del cuerpo.


Granos y cereales: Dentro de la pirámide nutricional, los granos y cereales conforman la base. Son importantes para este tipo de dieta ya que brindan al cuerpo carbohidratos complejos, energía, hierro, fibra y vitaminas de la serie B.


Frutos secos y legumbres: Para sustituir la baja ingesta de proteínas derivada de productos animales, este grupo de alimentos ricos en fuentes proteicas, minerales y vitaminas del grupo B son excelentes protagonistas en los platillos a preparar. Nueces, almendras, pistachos, maní y legumbres como las lentejas, frijoles y garbanzos son algunos de los alimentos incluidos en este apartado. Otras fuentes de proteína son las semillas, la soja, tofu, seitán y algas.


Alimentos ricos en grasas: En un régimen alimenticio como el vegetariano hay que asegurarse de proveer al cuerpo un aporte adecuado de aceites W-3, abundantes en pescados y en muchos alimentos de origen vegetal, como por ejemplo en frutos secos o semillas, también es posible encontrarlos en la palta o aguacate.


Alimentos con alto aporte de calcio: No es de extrañar que pensemos que sólo productos animales contienen calcio, pero no es así. Hay un montón de frutas y verduras que aportan igual o más cantidad que un vaso de leche. La idea, es conseguir un balance adecuado de alimentos que aporten un alto nivel de calcio para que el organismo no sufra un déficit.



Nutrientes a los que prestar más atención


  • Hierro

  • Calcio

  • Proteínas

  • Ácidos grasos omega 3

  • Vitamina B12


¿Qué dicen los especialistas sobre la dieta vegetariana?


ADA,  American Dietetic Association, reveló  suposición en uno de sus tres artículos sobre la dieta vegetariana: "Las dietas vegetarianas adecuadamente planificadas, incluidas las veganas, son saludables, nutricionalmente adecuadas y pueden proporcionar beneficios para la salud en la prevención y el tratamiento de ciertas enfermedades. Estas dietas son apropiadas para todas las etapas del ciclo de vida, incluido el embarazo, la lactancia, la infancia, la niñez, la adolescencia, la vejez, y para los atletas". Está claramente apoyado por sus beneficios, ya que este tipo de régimen es bajo en grasas saturadas y colesterol, alta en fibra y vitaminas C, E, K, B9. 


No vives de ensalada cantaban los simpson


Uno de los mayores estigmas de este tipo de alimentación es que se tiende a pensar que las personas solo consumen vegetales, o que la base de su comida es solo ensalada. Pero no es así. De hecho, actualmente el mercado se ha modernizado y hoy es fácil encontrar suplementos a diferentes comidas tales como las hamburguesas de vegetales, legumbres o soja, lo mismo para embutidos. En efecto, las personas vegetarianas suelen ser mucho más creativas a la hora de elaborar su comida y resultan ser grandes cocineros.


Si estás pensando o evaluando la posibilidad de seguir este tipo de alimentación es bueno fijarse en el balance de los nutrientes que tu cuerpo necesita y cuáles son los alimentos que los proporcionan. Por otra parte, cabe recordar que la dieta vegetariana en muchas ocasiones permite el consumo de algún producto de origen animal por lo que no debes preocuparte si estás pensando en un cambio de alimentación y te asusta que pueda ser radical el cambio. De hecho este tipo de régimen muchas veces es el escogido antes de adentrarse en el veganismo - 0 consumo de productos de origen animal -, ya que el cuerpo parte acostumbrándose al cambio.


sofia 15 abril, 2021
Compartir
Archivar